0
0
0
s2smodern


El Consejo Regulador de la Denominación de Origen (C.R.D.O.) Rías Baixas presentó sus vinos en Sevilla, en la que fue la segunda ocasión en la que desarrolla un evento de este tipo en la capital hispalense, donde los afamados vinos gallegos ya estuvieron en 2004.

Durante los últimos años, este C.R. incrementó su presencia en Andalucía gracias a la celebración de diferentes actividades, entre las que se encuentran la organización de miniferias en Málaga, Marbella, Cádiz y Sevilla; o la participación en la semifinal de Sevilla del prestigioso certamen Nariz de Oro.

El mercado andaluz supone un 3,6% de las ventas de vinos de Rías Baixas en España, donde registró un crecimiento del 25,7% en el último ejercicio. Además, es el mercado nacional en el que los vinos de la D.O. experimentaron el mayor crecimiento en el ejercicio 2008, alcanzando un incremento del 9%.

A juicio del CRDO de Rías Baixas la elección de Andalucía en general y de Sevilla en particular para la presentación de sus vinos, se debe al hecho de que nuestra comunidad autónoma es madura en el consumo de vinos blancos, no sólo por su climatología sino también por su gastronomía, que marida muy bien con los vinos de Rías Baixas., según indicó el presidente del C.R. Rías Baixas, José Ramón Meiriño, quien explicó que por esa razón se están centrando los esfuerzos de promoción en el mercado andaluz, concretamente en las provincias de Sevilla y Málaga.

La presentación de los vinos de Rías Baixas tuvo lugar lugar en el Hotel Gran Meliá Colón, un emblemático e histórico hotel sevillano recientemente remodelado y contó con la participación de 21 bodegas, que mostraron al consumidor sevillano sus distintas elaboraciones. La jornada comenzó con una comida de trabajo con los medios de comunicación sevillanos a la que siguió una cata profesional con veintena de sumilleres andaluces, entre los que destacamos a nuestro socio Ramón Ubed Granados, recientemente galardonado con el Primer Premio Nariz de Oro 2009 y algunos otros profesionales ligados a nuestra asociación. Finalmente, presciptores andaluces (sumilleres, distribuidores, restaurantes, vinotecas…) pudieron degustar diferentes marcas de la D.O. Rías Baixas en un acto al que asistieron alrededor de unas 700 personas, y donde Apoloybaco tuvo una nutrida representación.

Rías Baixas es un Consejo Regulador joven, con veinte años de historia, pero en su corta existencia se ha convertido en la denominación más grande de Galicia en cuanto a producción. Pero, en comparación con el resto de España, es una denominación pequeña, caracterizada por la atomización y el minifundismo propio de Galicia. Las 3.464 hectáreas, los 6.580 viticultores y las 204 bodegas amparadas bajo la D.O. generan 9.000 puestos de trabajo directos, entre bodegas y viticultores.

En estos veinte años de historia, Rías Baixas ha sabido compaginar la tradición, apoyada en variedades autóctonas cuya protagonista es la Albariño, con la modernidad, centrada en elaboraciones genuinas que durante los últimos años están recibiendo numerosos premios nacionales e internacionales, así como 47 menciones en la guía de Robert Parker, 'The Wine Advocate'.
En su corta historia, los vinos de Rías Baixas sólo cuentan con cinco cosechas calificadas como Excelentes, una de ellas es la añada 2007. En este momento, las bodegas de Rías Baixas ya están sacando al mercado la añada 2008, que procede de la última vendimia, en la que se recogieron 19.889.577 kilos de uva. Mostramos abajo un pequeño reportaje fotográfico sobre dicha presentación.

 

    El enólogo del CRDO Rías Baixas, en la cata de profesionales.     Algunos miembros de la Junta Directiva de la Asociación Apoloybaco 
  

 El salón del Hotel Colón durante la degustación 

Socios de Apoloybaco en el acto.

  

 Por su diversidad y su organización, la cata-presentación do defraudó a nadie.

El responsable de la sección de enología de Apoloybaco, Vicnete Sanchis, junto a algunos socios.

Ir Arriba