0
0
0
s2sdefault


Cuando el contrabajista Paul Chambers, empezó a interesarse por la música, se fijó en varios instrumentos, entre ellos el saxo barítono, y el bajo tuba, ambos de gran envergadura, antes de definirse por el contrabajo, instrumento que le daría la fama en su carrera profesional. Debutó con el guitarrista Kenny Burrell en 1954, y al año siguiente tocó al lado de Benny Green, Joe Roland, el trombonista, Jay Jay Johnson y por fin se cruzó con Miles Davis, uno de los  músicos que le influenció extraordinariamente en su carrera. Con Miles estuvo cinco gloriosos años, entre 1955 y 1960 dejando para la posteridad una extraordinaria serie de grabaciones históricas en el jazz.

Cuando dejó a Miles, tocó con dos alumnos suyos: Jimmy Cobb y Wynton Kelly, y esporádicamente trabajó con el guitarrista, Wes Montgomery. Se trasladó a New York donde coincidió con otros grandes músicos. Uno de ellos, fue el extraordinario pianista, Barry Harris, quien también le aportó desde el piano ideas nuevas. Sus grabaciones han sido siempre extraordinarias, convirtiéndose en uno de los contrabajistas mas importantes del jazz moderno y sideman habitual de todos los grandes músicos de jazz.

Inspirado en el maestro Jimmy Blanton, contrabajista de la orquesta de Duke Ellington, Chambers, adquirió un estilo originalísimo y tremendamente eficaz que lo convirtió en el contrabajista mas solicitado desde 1955 hasta su muerte. Tan bueno en el "pizzicato" como con el arco, Chambers contribuyó a dar al contrabajo una impronta especial y se entendía perfectamente con los solistas mas difíciles del jazz, como Bud Poweell, Thelonious Monk, Sonny Rollins, Jhon Coltrane, Eric Dolphjy o Bill Evans. Murió el 4 de enero de 1969, con apenas 34 años, en un hospital de New York, despues de una larga enfernedad.  
    

 InstrumentoWeb recomendadaContacto 

Contrabajo

Paul Chambers 
   
 Mis discos de Paul Chambers 

Whims Of Chambers

 
Ir Arriba