0
0
0
s2sdefault


Frank Lacy, un poderoso trombonista de Texas, es una de las figuras claramente consolidadas en el jazz moderno. Como buen ascendente tejano, defiende visceralmente su idea de la música y el jazz que toca conecta rápidamente con el publico que va a escucharle. Comenzó su aprendizaje en la Berklee School of Music de Boston, donde coincidió con otros músicos que pronto serían grandes artistas del jazz contemporáneo: Branford Marsalis, Greg Osby o Marvin Smith.

Sus comienzos profesional como miembro de la "Brass Fantasy" del trompetista Lester Bowie - con la que visitó en los años noventa España- o con la Bigband de Carla Bley, sin dejar atrás su estancia en la Mingus Bigband, dejaron ver a un brillante solista sin límites técnicos o conceptuales visibles, y su evolución hacia terrenos mas comprometidos, comprobadas también por el publico de Madrid en directo, permitieron descubrir a todo un músico, original y fresco, capaz de garantizar el goce físico escuchando jazz. El trombón en el jazz moderno tuvo serias dificultades para adaptarse a la nueva situación hasta que llegó el maestro Jay Jay Johnson y consiguió de forma extraordinaria que ese instrumento, típico de las grandes bandas de swing, sonora en el bebop con fuerza propia y Frank Lacy es su digno seguidor en estos primeros años del tercer milenio.

Frank Lacy, sin ningún tipo de complejos, ha abarcado con su trombón todo el amplio calidoscopio musical que ha sido posible: desde el "reage" hasta el "bebop", el "freejazz", la música criolla de Nueva Orleáns o incluso el "jazz-rock". Frank Lacy ha trazado con su trombón una carrera estelar en los más diversos ámbitos de la música negra. Los "Jazz Messengers" de Art Blakey o la "Brass Fantasy" de Lester Bowie son algunos de los testimonios musicales de este magnifico artista que con apenas treinta y pocos años ya ha alcanzado notoriedad para seguir siendo protagonista en el jazz del futuro.
    

 InstrumentoWeb recomendadaContacto 

Trombón

Frank Lacy 
   
 Mis discos de Frank Lacy 

Ku-Umba

 
Ir Arriba