"En memoria de nuestra querida amiga, la cantante granadina, Celia Mur (1970-2019)...."

350 celia floresHa querido el destino que en este año 2019, cuando en la sección de jazz de Apoloybaco le estamos dedicando nuestra sección de “disco del mes” a las voces del jazz menos conocidas por el gran público, nos llega la terrible noticia del fallecimiento de nuestra querida amiga, la cantante granadina Celia Mur.

Celia Mur era una de las referencias indiscutidas en el mundo del jazz vocal en Andalucía y en España, y una de esas mujeres pioneras en su profesión, a la que le dedicó los años más importantes de su vida. Era el otoño de 2003, cuando la conocimos por primera vez; venía a Sevilla en el marco de una de las citas programadas por la Diputación Provincial, para ofrecer una serie de conciertos por la provincia de Sevilla junto al excelente pianista valenciano, Ricardo Belda. La voz de Celia Mur, fresca, alegre, sugerente y cargada de swing, nos dejó asombrados a todos los que tuvimos la fortuna de asistir a uno de esos conciertos.

Allí, en una noche cualquiera de septiembre, en la localidad sevillana de San José de La Rinconada, nació una buena amistad entre Celia, y Apoloybaco, que durante muchos años hemos cultivado; la vimos en Granada varias veces en el festival Internacional de Jazz de la ciudad nazarí, casi siempre con Kiko Aguado, guitarrista y Director de la Granada Big Band, quizás el músico que mejor entendió musicalmente a Celia Mur en su carrera profesional. Ambos, volvieron a Sevilla en varias ocasiones, la última vez en la primavera de 2005 para presentar en concierto una de sus habituales colaboraciones musicales, el álbum “Coloreados” grabado para el sello granadino Ámbar Records en 2005. Siempre que Celia Mur venía a cantar a Sevilla, una ciudad que Celia Mur adoraba, allí estaba Apoloybaco acompañándola.

Su debut discográfico fue en 2001, cuando publicó su excelente trabajo titulado: "Footprints" (Satchmo Records), donde ya dio muestras de su habilidad para convertir su voz en un instrumento más y dando una lección magistral de cómo cantar “scat”, esa improvisación vocal que Ella Fitzgerald, la cantante que más influyó a Celia Mur, inventó en los años cuarenta del siglo XX. Arropada por la guitarra de Kiko Aguado, su “alter ego” en el mundo del jazz, el piano de Darío Moreno y la base rítmica de Julio Pérez y Guillermo Morente, Celia Mur interpreta en su primer trabajo piezas como “Caravan”, “Rhythm-A-Ning”, “That's all”, o “Foot-prints”, la que da título al disco, piezas consideradas como una verdadera prueba de fuego para los cantantes de jazz.

Pero fue su segundo trabajo, el álbum “Las flores de mi vida”, (Satchmo Jazz Record 2003), donde Celia Mur desarrolló todo el potencial que llevaba dentro desde que en 1995 se subiese por primera vez en un escenario junto a la Granada Big Band en los míticos “Jardines Neptuno”. Aquella noche, Celia Mur cantó una extraordinaria versión del clásico “How high the moon”, una canción habitual en el repertorio de su maestra, Ella Fitzgerald. Tras aquella noche, vinieron muchas otras en el ya desaparecido “Secadero”, en el Club Eshavira, en la Sala Alexis Viernes o en sus habituales participaciones en los festivales de jazz de Almuñécar, de Atarfe y su afamado festival de “Jazz en el Lago”, o en cualquier otro lugar de la provincia de Granada, donde siempre era muy bien recibida.

celia flores dedicatoriaA Celia Mur y su disco “Las flores de mi vida”, le dedicamos con todo el cariño y todo nuestro reconocimiento, el disco del mes de este mes de septiembre de 2019 en la sección de jazz de Apoloybaco. No es fácil escribir este artículo. Celia Mur era una mujer vitalista, alegre, sincera, cercana, y siempre estaba cuando la necesitabas. Ella decía que este disco con la que hoy la recordamos y la despedimos en Apoloybaco, era una grabación muy especial para ella, y así fue como nos los dejó escrito en su dedicatoria para los que hacemos, desde hace ahora dieciocho años, Apoloybaco. Este disco está celosamente guardado en mi colección de jazz porque Celia Mur quiso dedicárnoslo de su puño y letra.

A través de los once temas de “Las Flores de mi vida”, Celia Mur realiza un recorrido intimista por las melodías y canciones que forman parte de sus recuerdos musicales, desde su infancia, hasta llegar a la profesión. Celia Mur, que nació en el seno de una familia de músicos ¬¬¬–su padre, Antonio Fernández de Moya, fue compositor y guitarrista flamenco–, tuvo en sus inicios una formación musical clásica, de clara influencia flamenca y solo fue cuando inició sus estudios musicales en las aulas del Conservatorio de Granada, cuando se acercó al jazz. Su interés por el canto jazzístico, la llevó a participar en seminarios y “masters class” con la cantante Sheila Jordan y el pianista Barry Harris, y se inscribió como alumna en algunos de los talleres de jazz más importantes de Barcelona, Madrid, o Nueva York donde impartían clase músicos tan renombrados como Perico Sambeat, Paolo Fresu, Jorge Pardo o Mark Turner.

La prolífica carrera musical de Celia Mur, está plagada de momentos memorables, como cuando en noviembre de 2003, abría el Festival de Jazz de Granada junto a la Big Band dirigida por Bob Mintzer, o al año siguiente en el mismo escenario junto al maestro Benny Golson. También compartió escenario con algunos de los músicos más grandes del jazz moderno como Uri Cane, Benny Golson o Kenny Barron en los Festivales más prestigiosos de España. Ya como docente, y plenamente consolidada como una de las mejores voces del jazz en España. Celia Mur, impartió clases en los Seminarios del Palau de la Música de Valencia, la Escuela Superior de Arte Dramático de Murcia, el Conservatorio de Utiel (Granada), en el Seminario de jazz y música moderna de Monforte de Lemos o el Auditorio Alfredo Kraus de las Palmas de Gran Canaria entre otros.

Para perfeccionar sus estudios en el canto jazzístico, se inscribió como alumna en varios seminarios internacionales en Valencia, – ciudad donde residía últimamente–, Sevilla y Castellón, y desde 2012, era Profesora de canto y coach vocal (para cantantes y grupos) con técnica propia e interés en investigación y didáctica del canto; realizaba estudios universitarios de investigación musical en la UNIR; dirigía “workshops” y algunos combos de diferentes estilos en el campus valenciano de la Berklee ¬–la única delegación de la prestigiosa escuela de Música, fuera de Boston, en el mundo–, y realiza “master class” sobre Presencia Escénica, Preparación al Recital, Flamenco Vocal y sus fusiones.

Entre 2001 y 2016, Celia Mur grabó a su nombre una decena de discos:

2001 Footprints | Satchmo Records
2003 Las flores de mi vida | Satchmo Records
2005 Coloreados | Ámbar Records
2008 Simpatía | grabado en Nueva York y editado en Londres
2009 In a sentimental Duke | Ámbar Records
2011 Coplas Mundanas con Nono García | Youkali Records
2012 Amerikanda | Ámbar Records
2014 Gerswing songs con Arturo Serra | New steps records
2014 Cruce de Caminos con Gustav Lundgren | grabado y editado en Suecia
2016 Celia Mur sings Roberto Menescal con Arturo Serra | Newsteps Records

Celia Mur boguiUno de los momentos más lúcidos del disco "Las flores de mi vida", es la vibrante versión de "Caravan" unida a "Zorongo Gitano". En cualquier caso la nota media del disco es alta y Celia suena brillante con una voz cálida y rica en matices. Esa voz se apagó hace apenas setenta y dos horas, casi al mismo tiempo que –“ironías del destino”–, cerraba para siempre una de las mejores salas de jazz en vivo de España y de Europa: el Bogui Jazz de la calle Barquillo de Madrid, en el epicentro del Barrio de Chueca. Un escenario que Celia Mur pisó en varias ocasiones. La malas noticias nunca vienen solas.

Celia Mur, con apenas 49 años, se ha ido del mundo de los vivos, como diría mi buen amigo Javier Domínguez, desde su programa radiofónico el "Boulevard del Jazz", en Canal Sur Radio, (RAI), siendo, sin duda alguna, una de las voces jazzísticas mas importantes del jazz contemporáneo en España. Los que hacemos Apoloybaco, la recordaremos siempre. Que la tierra te sea leve, querida amiga, disfrutamos mucho con tu música.

LOS MÚSICOSLOS INSTRUMENTOSFICHA TÉCNICA
Cristóbal Montesdeoca.Piano y melódica.Sello discográfico: SATCHMO JAZZ RECORDS. 
Daniel Domínguez.Batería. Fecha de grabación: 22, 23 y 24 septiembre de 2003.
Pere Loewe.Bajo.Lugar de grabación: Barcelona. 
Celia MurVoz y líder.Número de serie: SR CD 00063J
FEATURING. Número de temas: 11
Perico Sambeat.Saxo alto y soprano en toams 4 y 10.Calificación: 4*
Tony Belenger.Trombón bajo en tomas 2 y 6. 
 
 
 
TEMAS DEL DISCODURACIÓN DEL DISCO
Me enamoré de tí.4,06
Las flores de mi vida.6,13
Dos cruces.5,11
Poinciana.7,06
Nostalgia.5,01
Sin documentos.5,33
As rosas nao falam.5,18
El toro y la luna.4,42
Caravan / Zorongo gitano.6,33
No mires atrás.7,47
La Bikina.5,04
Arriba