2006-Disco del mes

paul desmondNo era justo dedicar el disco del mes de febrero de 2006 al maestro Dave Brubeck, y no hacerlo a renglón seguido con el maestro del saxo alto, Paul Desmond, "alma máter" del cuarteto de Brubeck y solista extraordinario que contribuyó como nadie en el jazz a darle al saxo alto un sonido lírico y puro como nadie antes que él lo había hecho en el jazz.

Tanto Brubeck como Desmond son por meritos propios parte importante en la historia del jazz pero entre quienes estudian y conocen la historia del jazz, o entre cualquier aficionado a ésta música, ambos van intrínsicamente ligados imperecederamente. No en vano ambos estuvieron tocando juntos dieciséis largo años, noche tras noche, recorriendo medio mundo y participando en un sinfín de conciertos y actuaciones. Es lógico pues que la mayoría de las grabaciones de Paul Desmond fueran en torno al cuarteto de Dave Brubeck, algunas de las cuales ya reseñamos en el disco del mes pasado, pero aunque de manera tardía, Paul Desmond inició tras abandonar a Brubeck una carrera profesional en solitario que desgraciadamente duraría poco ya que a principios de de los setenta empezaron a manifestarse en su cuerpo los síntomas de la enfermedad pulmonar que acabaría con su vida.

No obstante Paul Desmond grabó a su nombre un puñado de discos interesantes entre los que destacamos este "Live" con su cuarteto. Grabado en directo en dos clubes de Toronto en Canadá en 1975. El publico asistente se lo pasó de maravilla escuchando estas relajantes sesiones del mas puro estilo Desmond. Como era lógico no podía faltar la interpretación de su famoso tema: "Take Five". Un disco exquisito y disfrutable desde el principio hasta el fin.

 

LOS MÚSICOSLOS INSTRUMENTOSFICHA TÉCNICA
Ed BickertGuitarraSello disocgráfico: COLUMBIA RECORDS
Jerry FullerBateríaNúmero de serie: CBS 4606112
Don ThompsonBajo acústicoFecha de grabación: 1975
Paul DesmondSaxo alto y líderLugar de grabación: En directo desde el Club Bourbon Street de Toronto 

 

OTROS DISCOS RECOMENDADOS DE PAUL DESMOND. 

 

TWO OF A MIND

PAUL DESMOND & THE MODERN JAZZ QUARTET

PURE DESMOND

Hubo dos encuentros felices entre estos dos músicos. El primero fue en 1957 y testigo de ello fue el disco: "Blues in Time" publicado por Verve. El segundo encuentro fue éste extraordinario álbum que toma por titulo una composición del propio Paul Desmond.
"Two Of a Mind" fue grabado en 1962 por el sello Bluebird-BMG. El saxo barítono Gerry Mulligan aportó para la ocasión el tema: "The Blight of the Fumble Bee" y el resto del disco se rellenó con un ramillete de buenos standards. Un disco precioso para revitalizar las neuronas musicales del oyente.

Desmond ya había grabado en 1959 un disco con varios miembros del Modern Jazz Quartet, en concreto con el bajista Percy Heath y el baterista Connie Kay en el álbum editado por la Warner Bross-WEA: "Paul Desmond and Friends". Años después, en 1971 y en una gala en el Town Hall de New York, Paúl Desmond se une al legendario "The Modern Jazz Quartet" para grabar un excelente álbum donde hay un par de temas que destacan por encima de los demás: Jesus Christ Superstar con los arreglos de John Lewis y el excelente standards "East of the Sun".

Grabado junto a un extraordinario guitarrista canadiense a quien Jim Hall respeta mucho, Ed Bickert y una rítmica en la que, además del portentoso Ron Carter al bajo, volvía a encargarse de la batería su gran amigo, Connie Kay, Paul Desmond repasa temas como "Nuages" del gran Django Reinhardt o "Warm Valley" de Duke Ellington. Impecable como todo lo que el hacia.

paul
paulpaul

  

PAUL DESMOND.

De padre alemán y madre irlandesa, el saxofonista Paul Desmond, recibió las primeras nociones de música de manos de su padre, que durante cierto tiempo había estado tocando el órgano en un cine mudo para acompañar las escenas de las películas y más tarde hizo de arreglista para orquestas de baile. Desmond estudió en el San Francisco Polytechnic y en el State College donde consiguió diplomarse en el clarinete, un instrumento que siempre la había fascinado. Fue en 1950 cuando decidió adoptar el saxo alto como su instrumento definitivo y con el que tuvo sus primeros escarceos con la música profesional en el seno del grupo de Jack Fina.

Influenciado por el maestro, Johnny Hodges y sobre todo por el sonido del saxo de Pete Brown, saltó a la diez años mas tarde cuando el pianista, Dave Brubeck, con quien permaneció la friolera de diecisiete años y al que conocía desde 1943, lo llamó para formar parte en 1951 de su cuarteto. En ese grupo, Paul Desmond era el músico con mas talento de todos y contribuyó esencialmente en el éxito del combo con su característico estilo melódico, de gran pureza y lleno de vigor y dulzura al mismo tiempo. Su aportación a los grandes discos de Dave Brubeck, especialmente en el extraordinario tema: "Take Five" para Columbia grabado en el año 1962 con el álbum "Time Out" fue extraordinaria y a partir de entonces, Desmond fue reconocido como el alma máter del cuarteto de Brubeck. Fuera del contexto del grupo de Brubeck, Paul Desmond grabó, no sin cierto disgusto de Brubeck, algunos discos extraordinarios con el saxo barítono, Gerry Mulligan, y con el guitarrista, Jim Hall. también grabó varios discos a su nombre fundamentalmente cuando se disolvió el cuarteto.

En los setenta, Paul Desmond casi desaparece de la escena musical del jazz debido a sus endémicos ataques de pereza, sus problemas con el alcohol y también por la aparición de los primeros síntomas de la enfermedad que le quitaría la vida: un cáncer de pulmón. En 1972 reaparece efímeramente al lado de Dave Brubeck en el Festival de jazz de Newport. Decidió escribir su propia autobiografía pero otra vez la pereza le impidió pasar del primer capitulo. En 1974 se instala en el famoso "Half Note" de New York con su propio cuarteto donde noche tras noche deleitaba a sus numerosos seguidores. Saxofonista infravalorado hasta hace muy poco, hoy la critica le reconoce lo que le negó en vida: ser uno de los grandes músicos de jazz de toda la Costa Oeste de los Estados Unidos y un maestro en el arte de la improvisación, siendo su sonido reconocible desde las primeras notas.

Dotado de un fino humor, (el seudónimo de Desmond, lo buscó en una guía de teléfono), dejó todo su dinero a la Cruz Roja, su piano Steinway al club Bradley's y especificó en su testamento que su cuerpo fuese cremado porque, textualmente, no quería ser un monumento camino del aeropuerto. En New York, las autopistas que conducen a los distintos aeropuertos, pasan por delante de varios cementerios.

Temas

Duración

Wendy7,28
Wawe11,26
Things ain't what they used to be9,00
Nancy9,44
Manha de carnival9,31
Here's that rainy day 7,21 
My funny Valentine 10,35 
Take five7,15 

daveTanto nacional como internacionalmente, el cuarteto de Dave Brubeck, fue, sin lugar a dudas, uno de los productos mejor vendidos por el "stablishment" norteamericano, incluyendo en ése poder fáctico a la multinacional Columbia Records (CBS-Sony) y al propio Departamento de Estado que subvencionó muchas de sus giras por el mundo, especialmente durante la década de los sesenta, época álgida en la que fue la llamada "guerra fría". Pero no conviene equivocarse; el apoyo que siempre tuvo por parte del gobierno americano no hubiese garantizado por si solo el enorme éxito que el grupo cosechó por todo el mundo, tanto en sus actuaciones en directo como en sus trabajos discográficos.

"Time Out" fue desde el mismo momento que se publicó (1959) el disco que consagró definitivamente al cuarteto de Dave Brubeck, formado por el maestro del saxo alto, Paul Desmond -autentico alma mater del mismo -, Eugene Wright al bajo y Joe Morello a la bateria. El disco presenta una serie de composiciones escritas todas en diferentes métricas, empezando por el celebérrimo "Take Five", una obra maestra en 5/4 salida de la pluma de Paul Desmond y otros temas también exitosos como el tema que abre el disco: "Blue Rondo a la Turk".

Cuando "Time Out" se publicó, el impacto entre los aficionados fue brutal y se convirtió en muy poco tiempo en el primer disco de jazz que alcanzó el millón de copias vendidas. No era para menos, "Time Out" abrió por primera vez al jazz los ritmos complejos y distintos del sempiterno 4/4 y ése merito es atribuible a estos cuatro grandes músicos.

 

LOS MÚSICOSLOS INSTRUMENTOSFICHA TÉCNICA
Joe MorelloBateríaSello discográfico: COLUMBIA RECORDS
Eugene WrightBajoNúmero de serie: CBS 4606112
Paul DesmondSaxo alto Fecha de grabación: 1959
Dave BrubeckPiano y líderLugar de grabación: New York 
  Calificación: 5* sobre 5 

 OTROS DISCOS RECOMENDADOS DE DAVE BRUBECK.

 

AT THE COLLEGE OF THE PACIFIC

BRUBECK-DESMOND: DUETS

LATE NIGHT BRUBECK: LIVE FROM THE BLUE NOTE

Este álbum, junto al titulado "Jazz at Oberlin", representan el fabuloso despegue del cuarteto de Dave Brubeck cuando apenas habían transcurrido dos años desde su formación. Grabados ambos en universidades americanas ante un publico compuesto por estudiantes de música clásica que reaccionaron entusiasticamente frente a la calidad de la música desarrollada por el cuarteto, los encendidos solos de Paul Desmond y la intensidad con la que Brubeck conseguía transmitir en sus intervenciones dieron consistencia al proyecto.

Grabado en 1975, éste álbum supone el reencuentro entre dos grandes y viejos amigos que escribieron juntos una d de las páginas más brillantes del jazz. Dave Brubeck y Paul Desmond se juntaron tras varios años de vidas y andanzas divergentes y grabaron éste hermoso disco titulado: "Duets". Ambos comprobaron dos cosas en éste magnifico álbum: que mantenían intacta la creatividad y la empatía en su música y que el público no se había olvidado de ellos.

Grabado en directo en el club neoyorquino "Blue Note", Brubeck reúne un magnifico grupo formado por Bobby Milítelo al saxo salto, tenor y flauta, Jack Six al bajo y Randy Jones a la batería. Una antológica versión de "These Foolish Things" y un precioso "Koto Song" con la magnifica aportación de la flauta de Milítelo merecen ser destacados dentro de un tono general en la sesión muy bueno.

dave
davedave

 

 DAVE BRUBECK.

 

Dave Brubeck, nació en el seno de una familia burguesa y muy religiosa. Su madre era pianista, sus dos hermanos mayores estudiaban música clásica y el joven David, estudiaba piano y violonchelo desde los nueve años. Profundiza sus estudios de piano, teoría y composición en el "College of Pacific" tras renunciar a sus estudios de veterinario. El ejercito lo envía en 1944 a combatir con las fuerzas aliadas en Francia y tras el armisticio, dirigió una pequeña orquesta militar. Cuando vuelve a EE.UU. estudia con el prestigioso compositor francés, Darius Milhaud y organiza un octeto experimental con otros alumnos del maestro francés.

Ídolo manifiesto de Duke Ellington - su música hizo que Brubeck abandonara los terrenos de la música clásica por el jazz - soportó al principio de su carrera, criticas durísimas sobre su forma de tocar, sobre su música y sobre su calidad como pianista. Con la perspectiva histórica que da el tiempo, se le reconoce el haber intentado, y en cierto modo logrado, una fusión entre elementos de la música europea y el jazz, sobre todo en su faceta de compositor.

En 1951, crea su famoso cuarteto con el saxofonista alto, Paul Desmond, desde donde se lanza a dar conciertos por colegios y universidades hasta que en 1954, la prestigiosa revista "Time", le dedica su portada. Cuando en 1956, se incorpora al cuarteto el excelente batería, Joe Morello y el no menos magnifico contrabajista, Gene Wright en 1958, el cuarteto se refuerza sensiblemente ganando en calidad y eso hace que Brubeck y Desmond, empiecen a ser conocido fuera de los Estado Unidos realizando giras por los cinco continentes con el patrocinio del Departamento de Estado americano,

El éxito de masas y publico, le llega en 1959 cuando graba la extraordinaria composición creada por Paul Desmond, "Take Five". El éxito de aquel disco grabado para Columbia, titulado "Time Out" produjo records  de venta y de audiencia que se prolongó prácticamente hasta la marcha de Desmond del cuarteto, hecho que ocurrió en 1967. Desde entonces, un par de felices reencuentros con Desmond y un pianista que todavía hoy a sus mas de ochenta años, se le recuerda con simpatía.

Temas

Duración

Blue rondo a la turk6,43
Srange meadow lark7,21
Take five5,25
Three to get ready5,21
Kathy's waltz4,48
Everybody's jumpin4,22
Pick up sticks4,16

nelsonLa posición de Oliver Nelson en la historia del jazz sería menos favorable sin hubiera grabado un afortunado día de 1961éste: "The Blues and the Abstract Truth", una obra maestra difícil de encuadrar en una escuela concreta. Aunque ya había adelantado sus notables capacidades en discos como "Screamin' the Blues" o en "Straight Ahead", ambos también con Eric Dolphy como solista principal, su talento para la composición y el arreglo no tocó techo hasta que grabó estas seis piezas que componen éste logradísimo intento de modernizar y ampliar el lenguaje del blues.

El titulo ya dejaba ver una cierta preocupación por relacionar lo primitivo con lo avanzado, lo espontáneo con lo largamente meditado. El contraste se acentuaba con los dos solistas principales escogidos para la sesión: el arrollador Freddie Hubbard, capaz de responder a cualquier exigencia en aquella época, pero siempre fiel a las señas de identidad esenciales del hard bop, y Eric Dolphy, punta de lanza de las tendencias renovadoras del jazz en aquellos comienzos de la década de los sesenta. Por otra parte, es evidente que con los nombres que Nelson eligió para la sección rítmica: Bill Evans al piano, Paul Chambers al bajo y Roy Haynes a la batería, deseaba crear un clima similar al que impregnaba la música de Miles Davis en su inmortal "Kind Of Blue".

En el disco hay cuando menos dos composiciones magistrales de muy diferente signo: "Stolen Moments" y "Hoe-Down". La primera está escrita en modo menor y posee un gran poder evocador. Abre Hubbard el tema, pleno de contenido lirismo y sigue Dolphy con la flauta, el instrumento que mostraba su faceta mas ortodoxa; Nelson ejecuta a continuación un espeluznante solo con el saxo tenor, tan modélico en su estructura que ni siquiera intenta disimular la circunstancia de tenerlo íntegramente memorizado. Bill Evans remansa la atmósfera con elegancia antes de la reexposición del tema.

"Hoe-Down" por su parte, presenta una peculiar melodía plena de enérgico optimismo. De nuevo arranca Hubbard, mas fogoso esta vez y Dolphy empuña el saxo alto para cambiar el ambiente con uno de sus típicos solos de dislocado expresionismo. Nelson cierra el turno con otra notable intervención y Evans, que da muestras de tener ciertos problemas con los acordes no interviene en esta ocasión. Los cuatro títulos restantes también rayan a gran altura y contribuyen a la aureola que acompañó a éste álbum desde su misma aparición.

Oliver Nelson seguirá siendo recordado en el mundo del jazz como el diseñador de éste monumento audaz y atemporal al elemento básico del jazz. Imprescindible.

 

LOS MÚSICOSLOS INSTRUMENTOSFICHA TÉCNICA
Freddie HubbardTrompetaSello discográfico: IMPULSE!
Roy HaynesBateríaNúmero de serie: IMP 11542
Paul ChambersBajoFecha de grabación: 23 de febrero de 1961
Eric DolphySaxo alto y flautaLugar de grabación: New Jersey
George BarrowSaxo barítonoCalificación: 5* sobre 5
Bill EvansPiano 
Oliver NelsonSaxos alto y tenor, arreglos y líder 

 

OTROS DISCOS RECOMENDADOS DE OLIVER NELSON.

 

STRAIGHT AHEAD

SOUND PIECES

 BLACK, BROWN & BEAUTIFUL

Es evidente que la relación musical entre Oliver Nelson, quizás uno de los mejores arreglistas y compositores del jazz moderno, con Eric Dolphy, el músico que revolucionó los conceptos armónicos del jazz en la segunda mitad del siglo XX, fue extraordinaria y en los estudios de grabación se entendían a la perfección. Aquí Nelson al saxo tenor dirigiendo un gran quinteto con Eric Dolphy explayándose a gusto con el saxo alto, el clarinete bajo y la flauta, tocan cinco composiciones del propio Nelson y una de Milt Jackson. Un disco extraordinario, sin llegar al nivel de "The Blues and the Abstract Truth" pero si con una personalidad propia innegable. Muy recomendable. 

Oliver Nelson en dos vertientes, dirigiendo una bigband, y con el saxo soprano liderando un cuarteto con el magnifico pianista Steve Kuhn -acompañante perenne de la gran cantante Sheila Jordan, el bajista Ron Carter (a un gran nivel) y el baterista Grady Tate. Seis composiciones de Nelson, otra de Thelonious Monk:  "Straigh No Chaser" y otra de Webster Mandel. Muy Recomendable

 

 

Una preciosa sesión de grabación en la que Oliver Nelson en los arreglos dirige magistralmente a una gran orquesta con tres solistas principales extraordinarios: el saxo alto, Johnny Hodges; el pianista Earl Hines y el cantante Leon Thomas. "Black, Brown & Beautiful" es uno de los grandes discos de Oliver Nelson. Muy recomendado.

nelson
nelsonnelson

 

 

OLIVER NELSON.

Saxofonista tenor y soprano, Oliver Nelson empezó a estudiar piano a los seis años y a los once, aun en edad escolar, tuvo su primer contrato profesional en la orquesta de Cottie Williams, donde su hermano también era saxofonista. Entre 1947 y 1948, trabajó con la orquesta de George Hudson, en 1949 con Nat Towles y al año siguiente entró a formar parte de la bigband de Louis Jordan, con quien trabajó hasta bien entrado el año 1951.

Entre 1952 y 1954 cumplió el servicio militar en la Marina americana donde formó parte de su banda llegando a actuar en el lejano Japón. Cursó estudios en la "Lincoln University" para perfeccionar sus conocimientos musicales y en 1959 se trasladó a New York donde tocó con Erskine Hawkins, Wild Bill Davis y Louis Belson. En 1960 empezó a interesarse por la composición donde comenzó con un espléndido quinteto para instrumentos de viento exclusivamente. Al año siguiente compuso un ciclo de songs para saxo contralto y piano y en 1962 estreno la obra "Dirge" para orquesta de cámara. Quincy Jones lo llamó para que colaborara con él y su popularidad le dio la posibilidad de formar su propio grupo en el que pasaron, Miles Davis, Bill Evans y Eric Dolphy entre otros grandes músicos.

A finales de los años sesenta se trasladó a California prosiguiendo allí su actividad de compositor, destacando su creatividad a la hora de improvisar. Probablemente su posición en la historia del jazz sería otra bien distinta, si un buen día de 1961 no hubiese grabado el disco que le encumbró a la cima de esta música. "The Blues and the Abstract Truth" (Impulse!), es un obra maestra difícil de encuadrar en una escuela concreta y por el que Oliver Nelson seguirá siendo recordado como el diseñador de ese monumento audaz y atemporal básico en el jazz. 

Temas

Duración

Stolent moments8,45
Hoe-down4,42
Cascades5,31
Yearnin's6,23
Butch and butch4,35
Teenie's blues6,34
Arriba