jose maria melladoLa tienda de Casa Damas en la calle Sierpes, fue, durante años, uno de los sitios imprescindibles para cualquier melómano en Sevilla, y era el referente del comercio musical sevillano. Sus orígenes se remontan a principios del siglo XX, cuando en 1903, Antonio Damas Monsalves, un músico que, entre otras obras, compuso la marcha procesional Esperanza de Triana, fundó Casa Damas en el número 61 de esa principal arteria sevillana, la que luego sería la popular "Casa Damas", cuyo regente fue, durante cuatro décadas, José María Mellado Damas.

En su centenaria historia, el inmueble se sometió, al menos, a dos reformas importantes, la primera de ellas en el año de la Exposición Iberoamericana, 1929; la segunda, en los años 60, década en la que se acometió una estructura en profundidad del edificio. Ello fue insuficiente para que en diciembre de 2002, en plenas navidades, el edificio se desplomara sobre una calle Sierpes, afortunadamente, vacía de transeúntes en aquellos momentos.

Casa Damas era tienda en el bajo y vivienda de la familia Mellado-Damas Díaz en las otras dos plantas y era lugar de reunión de los melómanos locales. Fueron los primeros en vender instrumentos musicales en Sevilla, partituras, y, por supuesto, discos, y el jazz, del cual era un gran aficionado, José María, estaba muy bien representado en su catalogo en tienda. Casa Damas, además de vender discos de jazz, tenía en la trastienda de su local de Los Remedios, una sala de audiciones con material técnico muy avanzado para la época, y los miembros del recién creado “Colectivo de Divulgación Cultural Jazz Freeway”, vieron en aquél local, la posibilidad de organizar algunas de las primeras actividades jazzísticas del colectivo. En concreto, los fundadores de “Jazz Freeway”, una audiciones de jazz en su local, que sirvieron, para, al tiempo que escuchar música, hacer proselitismo con los clientes de Casa Damas. Años mas tarde, en 1980, José María Mellado Damas, ayudó a la organización del festival Internacional de Sevilla en sus primeras ediciones, aportando su conocimiento en las tareas propias de sonido e iluminación de los conciertos.

El declive de Casa Damas, tuvo lugar, de manera precipitada, y nunca mejor dicho, tras el derrumbe de en diciembre de 2002 de la casa primigenia en calle Sierpes; en 2008, la crisis económica, obligó a cerrar la tienda de la calle Asunción, y en 2010, fallecía, Paco Damas. De aquella saga familiar, sólo queda José María Mellado, apartado del mundanal ruido en su domicilio aljarafeño como testimonio vivo de un establecimiento que fue santo y seña de la música en Sevilla durante más de un siglo, y testigo directo de una parte importante de la historia musical de la capital de Andalucía. 

MÚSICOSGRUPOSENTIDADES / INSTITUCIONESNOMBRES PROPIOS
Arriba