Al mes de febrero le llaman el mes "loco" no sé si es por ser el mes más corto del año, por sus características climatológicas, por ser el mes de los carnavales o si es por todo un poco. Lo cierto es que a casi todos nos gusta este mes. Y seguro que a casi todos nos van a gustar los vinos que os voy a presentar por sus morfología tan especial; son Vinos de Aguja, aquellos que por su origen varietal o por su particular elaboración conservan una pequeña cantidad de gas carbónico y que al ser abierta la botella este gas se desprende formando unas finísimas burbujas sin llegar a producir espuma.

Aunque en la actualidad son ya varias las bodegas y zonas vinícolas que elaboran estos vinos, he seleccionado tres vinos de una misma bodega y por ende de una misma Denominación de Origen y he hecho esto porque Bodegas PINORD, fue la primera bodega española que elaboró este tipo de vino. Vinos cargados de frutosidad, ligeros y frescos, cualidades que se ven potenciadas por sus finas burbujas. Vinos jóvenes que hay que consumir en el mismo año de su embotellado y a una temperatura que oscila entre los 6 y 8ºC. Son en definitiva vinos chispeantes, suntuosos y atractivos para ser paladeados en cualquier momento del año. Pero como también son vinos "traviesos" este mes puede ser un buen mes para disfrutar de ellos.


< Reynal Blanco; de las variedades Macabeo, Xarello y Parellada D.O. Penedès Vino de Aguja De color amarillo pálido con toques verdosos, se presenta claro y brillante y unas finas burbujas que ascienden ininterrumpidamente. Su aroma totalmente primario es fresco y muy afrutado, característico de las variedades del Penedès. En boca es suave debido en parte a su baja acidez, dándonos al final una clara sensación de equilibrio y armonía.
 
>  Reynal Rosado; elaborado con las variedades Tempranillo y Garnacha D.O. Penedès Vino de Aguja Se presenta transparente y limpio con tonalidades que van del rosa al rubí, su ligero desprendimiento de burbujas realza su carácter jovial. En nariz se aprecia claramente sus perfumes frutales, derivado de las variedades utilizadas y de su fermentación. Al paladar se le insinúa ligeramente dulce, mostrando un buen equilibrio entre la acidez y el grado alcohólico, y su efervescencia le proporciona frescor y suntuosidad. 


 
< Reynal Tinto: de las variedades Tempranillo y Garnacha D.O. Penedès Vino de Aguja

Es un vino joven con tonalidades granates y pequeñas burbujas que se desprenden formando un continuo rosario característico de un buen vino de aguja de fermentación natural. Sus aromas son primarios destacando la fruta bajo un fondo floral. Siendo su paso por boca suave, ligero y refrescante, fruto también de su armonía y equilibrio.
 

Arriba